Miércoles 15 Julio 2020

Nueva patente para toldos

Acaba de registrarse en el Boletín Oficial de la Propiedad Industrial (BOPI) una de las pocas innovaciones relacionadas con el sector del toldo, especialmente en España. Que además es algo realmente sencillo y que se intuye económico. Según su autor, Alberto Moreno, la patente está pensada para toldos manuales, que todavía son mayoría, y "ofrece solución al incómodo problema que presentan actualmente todas las máquinas para este tipo de toldos".

 

manivela.jpg

Este problema, nos dice, "se produce siempre que tensamos un toldo tanto al extenderlo como al recogerlo. Como sabemos al tensar el toldo la anilla o cáncamo (donde introducimos la manivela para enrollar o desenrollar el toldo) en la mayoría de ocasiones queda en una posición en la que no nos permite recuperar la manivela; por proximidad con una pared, porque la anilla o cáncamo se ha quedado orientado hacia la vivienda o toldo del vecino o simplemente en algún ángulo incómodo que no nos permite su extracción. Llegado este momento lo único que podemos hacer es girar la anilla en sentido contrario destensando el toldo, hasta que el cáncamo quede en una posición cómoda de manera que nos permita extraer la manivela". Pues bien, esta patente soluciona este problema permitiendo la extracción de la manivela independientemente de la posición en la que pueda quedar la anilla.

 

cáncamo1.jpg

cáncamo2.jpg

 

 

 

Básicamente se trata de un mecanismo de giro (adaptable a cualquier modelo de torno para toldos) que prevé este problema e introduce un nuevo concepto en el eje de la anilla o cáncamo, dividiendo este en dos piezas una fija (hembra) y otra descendente-ascendente (macho) con la que mediante la inclusión y accionamiento de un muelle, permite superar esa posición incómoda para la extracción de la manivela girándola libremente hasta una posición cómoda sin necesidad de tener que destensar el toldo en ningún momento. El muelle lo hace posible accionando la manivela mediante una leve presión hacia abajo, así separa ambas piezas del cáncamo liberando así la inferior de la superior, de forma que manteniendo esa leve presión permite que la pieza inferior gire en cualquier sentido hasta alcanzar la posición que se crea cómoda para la extracción de la manivela de la anilla sin repercutir para nada en el mecanismo del torno y por tanto sin tener que destensar el toldo en ningún momento.

Una vez alcanzada esa posición de extracción se libera la presión sobre la manivela para que la pieza inferior (engranaje de dientes) ascienda y encaje perfectamente de nuevo con la pieza superior recuperando la función normal del mecanismo.

Moreno lo está empezando a dar a conocer y uno de los primeros pasos es mostrarlo al sector desde la Revista TOLDO, "esperando que la respuesta sea la esperada y empezar la producción". Algo que el mismo Moreno ve como uno de los próximos pasos y que deja en manos de los fabricantes de toldos.

 

En esta edición, el informe dedica varios capítulos a la sostenibilidad de la industria textil, a los no tejidos y a los textiles técnicos

El estudio de Textiles Intelligence analiza los últimos desarrollos e innovaciones en textiles técnicos; retrata la situación actual de la industria de los productos no tejidos; recoge varios proyectos europeos en pro de la sostenibilidad; y presenta varias estadísticas globales sobre la producción de plástico reforzado con fibra de vidrio.

InformeTextiles1.jpg

 

Acercándolos al closed loop gracias al poliéster
El editorial de esta edición está orientado a la sostenibilidad. Según la información recogida en él, la industria mundial de la moda genera anualmente alrededor de 1,2 billones de toneladas de gases de efecto invernadero. Dicha industria produce, además, unos 60 millones de toneladas de residuos al año, el 68% de los cuales termina en vertederos. Finalmente, cabe destacar el hecho de que las fibras son residuos que se degradan muy lentamente, contaminando el suelo y el agua.

Esta problemática se abordó durante el 57º Congreso Mundial de Fibra de Dornbirn (Dornbirn-GFC) –celebrado en Austria entre los días 12 y 14 de septiembre de 2018-. Según varios líderes de la industria, es necesaria una acción unitaria para minimizar el impacto ambiental del sector textil. Algunas de las medidas consensuadas durante el Congreso implican desarrollos, especialmente relacionados con los productos de poliéster.

En el informe, Robin Anson analiza algunos de los avances más significativos realizados por PrimaLoft, la Universidad Nacional de Singaport (NUS) y la joint venture entre Indorama Ventures y Loop Industries.

 

motorex-fibra-de-vidrio.jpg

 

Mercado de textiles técnicos
El documento recoge, además, información sobre los últimos desarrollos en: textiles para automóviles, composites, maquinaria de fabricación de materiales compuestos, filtros, fibras innovadoras, materiales no tejidos y sensores.

El informe incluye información relacionada con las siguientes empresas: Ahlstrom-Munksjö, Airbus, AMSilk, Cygnet Texkimp, Freudenberg Performance Materials, imat-uve, Lydall Performance Materials, Lenzing, Suominen, Technical Absorbents, Trevira, The University of Manchester y la University of Delaware.

 

Roving-de-vidrio-1.jpg

 

La industria mundial de los no tejidos
Este capítulo es el primero de una trilogía que perfila a los 40 principales productores mundiales de no tejidos. Karen Bitz proporciona la información sobre diez de ellos, destacando el aumento en sus ventas, inversiones y adquisiciones en los últimos años.

Berry Global, por ejemplo, ha invertido en una nueva línea de cardado en Italia y en una línea de soldadura en Francia. Además, está agregando otras divisiones en China y en los Estados Unidos. Freudenberg, por su parte, ha invertido en los Estados Unidos y está ampliando su negocio en Taiwán. DuPont invertirá 400 millones de dólares en la expansión de su capacidad para producir Tyvek en Luxemburgo; y Johns Manville trabaja para mejorar las líneas existentes.

Otra opción por la que han apostado varias empresas es la adquisición. Lydalln ha comprado Gutsche, Interface Performance Materials, la división de Filtración de precisión de Precision Custom Coatings y Texel. Mientras tanto, Fitesa ha adquirido una participación en CNC International para expandirse al sudeste asiático; y Glatfelter ha firmado un acuerdo para adquirir el negocio europeo de no tejidos de Georgia-Pacific.

Proyectos de reciclaje en empresas europeas de fibras, textiles y prendas
Se están llevando a cabo varios proyectos en materia de reciclaje, reutilización y eficiencia de recursos en la UE. Entre estos destacan el Plan de acción para la economía circular y la Directiva sobre plásticos de un solo uso. Estos proyectos desempeñan un papel clave en los desafíos medioambientales a los que se enfrenta la industria textil/moda.

Este informe analiza las actividades de varios de estos proyectos:

Resyntex. Pretende desarrollar un sistema de reciclaje de circuito abierto. Este proceso debe ser capaz de convertir los desechos textiles en materias primas para producir etanol, ácidos polilácticos (PLA), resinas y nuevas fibras.
Tex2Mat. Aspira a desarrollar soluciones para separar los componentes de flujos de residuos de materiales múltiples. En otras palabras: reciclar los deshechos resultantes de la fabricación de materiales no tejidos técnicos.
RecyCarb. Desarrolla métodos de reciclaje de desechos de fibra de carbono en no tejidos. Gracias a este proceso, se pretende reutilizar los residuos en plásticos reforzados con fibra de alta calidad.
Garment-To-Garment Recycling System. Fue creado por el Instituto de Investigación de Textiles y Prendas de Hong Kong (HKRITA) como resultado de una asociación de cuatro años con la organización H&M Foundation.

 

tex_tec.jpg

 

El negocio de los textiles técnicos a nivel global
En este apartado se resumen los desarrollos corporativos más recientes del sector de los textiles técnicos. Se contemplan las adquisiciones, las desinversiones y fusiones... El informe contiene noticias relacionadas con las siguientes empresas y organizaciones: Airbus, Andritz, Asahi Kasei, Autoneum, Continental Structural Plastics, Domtar, Drylock Technologies, Fabric Development, Fibertex Nonwovens, HeiQ, Inapal Plásticos, Indorama Ventures, Jacob Holm, JH Ziegler, Kordsa, Lanxess, Lenzing, Perlon, Prisma Renewable Composites, Safran, Sage Automotive Interiors, Simavita, Solvay, Sorepla Industrie, Spirit AeroSystems, Teijin Frontier, Teijin Limited, Textile Products y Xerium Technologies.

Producción de plástico reforzado con fibra de vidrio
Incluye datos estadísticos y análisis de la producción de plásticos reforzados con fibra de vidrio en Europa. Además, desglosa los datos por segmentos, países y regiones y ofrece una perspectiva de futuro.

La producción europea de plásticos reforzados con fibra de vidrio ha aumentado por sexto año consecutivo en 2018. Gracias a este crecimiento, la industria ha alcanzado el segundo nivel más alto de su historia. Geográficamente, el mayor productor seguirá siendo Alemania, seguido de Europa del Este, España y Portugal, Italia, el Reino Unido e Irlanda y Francia.

El segmento más grande será el de componentes de compuesto de moldeo en lámina (SMC) y componentes de compuesto de moldeo a granel (BMC). Les seguirán los productos fabricados mediante procesos de moldeo abierto; termoplásticos reforzados con esterilla de vidrio (GMT) y termoplásticos reforzados con fibra larga (LFT); productos fabricados a partir de procesos continuos; por transferencia de resina (RTM); y tuberías y tanques.

Se prevé que la industria de los plásticos reforzados con fibra de vidrio en Europa continúe creciendo. Lo hará a medida que avance la investigación de nuevas aplicaciones y se realicen mejoras en los materiales y métodos de procesamiento.

El control solar en la arquitectura

En este sector se ha hablado siempre mucho sobre como sombrear, de sus ángulos, enfoques, productos y materiales, también sobre técnicas y protocolos. Siendo todo eso muy útil y necesario también hay que recordar que la aplicación o mejor dicho, el diseño arquitectónico con la protección solar en mente no sólo es más eficaz sino que además proporciona mejores resultados económicos y energéticos.

Hablando de los materiales utilizados, si la protección ideal debe ser externa, ventilada, sin reflexiones, eficaz en verano e inexistente en invierno, barata y de escaso mantenimiento, la mejor sombra será la proyectada por un elemento vegetal de hoja caduca suficientemente densa. El aire circula entre las hojas y evacua el calor acumulado. Su emisividad hacia el vidrio es baja. Para mayor ventaja en invierno la planta de hoja caduca permitirá el paso del sol. El emparrado, el sombrajo y la pérgola se evidencian como la protección ideal. Pero como no siempre será posible recurrir a esta solución vegetal es mejor estudiar las características de los materiales más comúnmente utilizados para solucionar el problema del sombreado, o sea, el vidrio y sus adiciones, los tejidos con los que se forman toldos y cortinas y las lamas opacas de madera, aluminio, etc.

El vidrio
El vidrio sin más complementos no es un material protector del sol. Refleja solo el 8% de la energía total incidente y transmite el 80%. El 12 por ciento restante lo absorbe y luego lo irradia hacia el exterior y hacia el interior. Se considera como referencia un vidrio sencillo que sumando la transmisión y la radiación permite la entrada de un 87% de la energía recibida.

Para mejorar su comportamiento protector se utilizan dos recursos: el teñido en masa y la adición de films específicos. El uso de los vidrios teñidos en masa y la adición de films específicos. El uso de los vidrios teñidos en masa está en declive. Aunque su diseño se ha perfeccionado sensiblemente y el carácter selectivo de su papel de filtro ha mejorado mucho sigue sufriendo los defectos citados: la distorsión de la visión y la reducción de la captación invernal. Cuanto más protección más importancia tienen los dos inconvenientes enunciados. En efecto los vidrios teñidos contemporáneos son mucho más opacos al calor que a la visión pero ya han llegado a un punto del que parece físicamente imposible pasar. Un vidrio de 12mm teñido en masa de gris puede reducir la transmisión infrarroja al 45% pero sólo permitirá el paso del 19% del espectro visible. Además el color añadido teñirá la visión exterior de una manera artificial dando al ambiente esa luz de tormenta a punto de estallar tan poco agradable cuando es permanente.

 

aeropuerto_de_Barcelona.jpg

 

Los vidrios teñidos en masa limitan su papel protector a la absorción de una gran parte de la energía recibida pero luego la emiten hacia el exterior y hacia el interior, con lo que parte de su eficiencia se pierde. Por ello su uso exclusivo se está reduciendo últimamente y se evoluciona hacia el uso de films adheridos sea a vidrios teñidos o claros. Caben dos recursos: las capas reflectantes que protegen reflejando la energía, y reduciendo por lo tanto la absorción, y las capas de baja emisividad que reducen la radiación de calor hacia el interior limitando así la transmisión total de estos vidrios de alta absorción.

La innovación está optimizando las características de estos films que ya han conseguido un filtrado selectivo. La gama de soluciones es muy rica pero como siempre, para conseguir protecciones térmicas significativas se debe renunciar a la transparencia. La gama baja está formada por los films de colores plata y bronce como el 10/24 bronce que permite el paso del 10% de la luz y el 24% del calor. Las gamas altas son de color azul como el 40/50 al que corresponden protecciones del 40% de luz y el 50% del calor.

La carrera para mejorar el comportamiento del vidrio como protección solar ha entrado en una vía donde mayores costes difícilmente supondrán mejores rendimientos. La relación paso de luz-filtro de calor ya no se puede mejorar. Sólo la adición de films de baja emisividad puede mejorar ligeramente el comportamiento de estos vidrios al limitar la irradiación hacia el interior del edificio. No parece pues que el vidrio ofrezca por este camino grandes soluciones de futuro sin condenar al edificio a un invierno con escasez de luz sin opciones a la captación solar.

Aunque quizás anecdótica, sí parece inteligente una solución aparentemente muy adecuada a nuestras latitudes: la fachada inclinada. Se trata de aprovechar la redacción de la transmisión solar en los vidrios cuando el ángulo de incidencia es bajo. Para una ciudad situada en el paralelo 50 si la transmisión de un vidrio es del 70% inclinando la fachada 10º esa transmisión bajará a 56% y con 15º al 43%.

La transmisividad del vidrio se reduce radicalmente cuando el ángulo de incidencia se separa de la perpendicular 70º para el vidrio sencillo y 60º para el doble. Esta facultad está siendo utilizada en algunos proyectos en el norte de Europa para conseguir una protección veraniega eficaz sin más que diseñar una fachada escarpada hacia afuera. Es evidente que en nuestras latitudes, al estar el sol aún más alto en verano, ese recurso sería aún más beneficioso.

Es posible que el futuro de los vidrios esté en la transmisión variable, es decir el diseño de vidrios que modifican su capacidad filtrante sea en función de características exteriores, sea a voluntad del ocupante. Entre estos últimos los vidrios electrocrómicos, que modifican su color y capacidad filtrante por el paso de una corriente de bajo voltaje, son los más prometedores.

Los toldos y screens
Los tejidos se han utilizado para protegerse del sol desde siempre. Cortinas interiores o exteriores, toldos privados y toldos urbanos forman parte de los recursos mediterráneos para conseguir la deseada sombra. Las imágenes tradicionales nos muestran que hasta la mitad del XIX era más frecuente el toldo como cortina exterior que la persiana que hoy consideramos tradicional.

El toldo tradicional en vuelo hacia el exterior del edificio para proyectar sombra sobre el hueco suele ser un tejido claro con alta reflexión y con una trama abierta que permite cierta circulación del aire. Su único inconveniente lo plantean las atenciones que exige. Frágil al viento es necesario recogerlo casi cada día para evitar que se deteriore. Quizás por ello las soluciones textiles exteriores no progresan lo rápido que gustaría al sector. Se utilizan para terrazas de restaurantes, segundas residencias y para solucionar problemas relativamente domésticos que aseguran un mantenimiento relativamente atento.